SICA prepara acciones estrategias previo a Cumbre sobre los Sistemas Alimentarios


Cerca de los ocho millones de centroamericanos en Guatemala, El Salvador y Honduras se encuentran en crisis alimentaria, la cual podría incrementarse con la llegada del período de hambre estacional y los continuos efectos de la pandemia y el cambio climático, lo anterior según el análisis de la Clasificación Integrada por Fases de la Seguridad Alimentaria y Nutricional (CIF).


Centroamérica, . Con el propósito de garantizar una alimentación adecuada, saludable y nutritiva para la totalidad de la población, los países miembros del Sistema de la Integración Centroamericana (SICA) intercambiaron perspectivas sobre la situación de la Seguridad Alimentaria y Nutricional (SAN) en la región.

Estos diálogos se realizan a nivel ministerial previo a la Cumbre sobre los Sistemas Alimentarios, convocada por el Secretario General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), António Guterres, en septiembre del presente año.

La Cumbre tiene como objetivo acordar acciones para la erradicación del hambre, la creación de sistemas alimentarios más saludables e inclusivos y la protección de la salud del planeta; además acelerar iniciativas que mejoren la calidad de vida de las poblaciones en condiciones de malnutrición, con la ocurrencia cada vez más frecuente de la obesidad y las enfermedades crónicas no transmisibles relacionadas a una alimentación y estilos de vida inadecuados.

El proceso de consultas fue llevado a cabo por la Cancillería y el Ministerio de Agricultura y Ganadería de Costa Rica, en su calidad de Presidencia Por Tempore (PPT) del SICA para que la región pueda intercambiar sus intereses, preocupaciones y retos en el marco de Seguridad Alimentaria y Nutricional (SAN) en los países miembros del SICA.

El Viceministro de Asuntos Multilaterales de Costa Rica, Christian Guillermet, destacó que los sistemas alimentarios afectan todos los aspectos de la existencia humana, con repercusiones directas en la salud de los seres humanos, así como en la salud del medio ambiente, las economías y las culturas.

“Nuestros países tienen grandes coincidencias e intereses, pero también retos. Confiamos en que estos espacios, con oportunidades para una participación activa de los actores, sean una zona segura para compartir experiencias e ideas y para transformar la forma en la que manejamos los alimentos desde su producción, consumo y posterior desecho”, puntualizó.



El Secretario General del SICA, Vinicio Cerezo, manifestó la importancia de formar parte de estos encuentros, sobre todo en el contexto actual que enfrenta la región, con la pandemia de la COVID-19.

Asimismo, indicó “a través de sistemas alimentarios sostenibles e integrales, podemos involucrar a una amplia gama de sectores y actores para garantizar la producción y el acceso de nuestra población a los alimentos nutritivos, inocuos y saludables en todo tiempo y lugar, de tal manera que se asegure la nutrición, salud y el desarrollo de nuestras sociedades”.

Enfatizó que la Secretaría General del SICA, a través del Programa de Sistemas de Información para la Resiliencia en Seguridad Alimentaria y Nutricional de la Región (PROGRESAN-SICA), da seguimiento a los diálogos nacionales e independientes de diferentes actores y sectores los países miembros, así mismo brinda acompañamiento a la PPT de Costa Rica para la organización de los diálogos regionales sobre los sistemas alimentarios y nutricionales.

De acuerdo con la Subdirectora Ejecutiva del Programa Mundial de Alimentos (PMA), Valerie Newsom Guarnieri, en el contexto actual es clave asegurar que los sistemas alimentarios sean seguros inclusivos y eficientes, puesto que son esenciales para hacer crecer las economías de Centroamérica y son cruciales para la recuperación.

Según el economista en Jefe de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y Agricultura (FAO), Máximo Torero, pese a que los sistemas alimentarios están fallando, pueden corregirse, y la pandemia presenta una oportunidad para hacerlo mejor.

“El reto es muy claro durante el 2019, el 7.4 % de la población en América Latina y el Caribe, vivió en hambre, se estima que, en el 2030 en la región, el hambre afectará a 67 millones de personas, 20 millones más que en el 2019, una cifra que no contempla las repercusiones de la pandemia”, aseguró.

El encuentro también contó con la presencia del Asesor Senior de los Diálogos de la Cumbre sobre Sistemas Alimentarios,David Nabarro, quien mencionó que en estos diálogos se pueden aumentar las sinergias en alimentación, biodiversidad, clima, la participación de la juventud, en un contexto que la pandemia avanza y no se sabe la escala que tomará en los sistemas alimentarios, para lo cual se deberá estar preparado.

Así también, se contó con la intervención del Director General de Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA), Manuel Otero, con la ponencia “La transformación de los sistemas agroalimentarios en Las Américas”; y de las delegaciones de los Estados miembros del SICA.

El primer diálogo multisectorial se realizará el próximo 3 de junio de 2021, con el liderazgo de la PPT del SICA que es liderada por Costa Rica, a través del Ministerio de Agricultura y Ganadería en colaboración con el Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto.





Información relacionada

  • 1
No items to display

Galería de imágenes


Boletín Informativo de la Secretaría General del SICA