Alianza Cinco Grandes Bosques de Mesoamérica: iniciativa ambiental centroamericana lanzada en la COP25


España. 10 diciembre 2019. Centroamérica levanta la voz y expuso al mundo, durante la Cumbre de las Naciones Unidas sobre el Clima “COP25”, que se llevó a cabo en Madrid, realizada en España, que trabaja en una agenda conjunta con soluciones basadas en la naturaleza donde se incluyen la biodiversidad y las personas, para lograr una mitigación real contra el cambio climático.

Este liderazgo resaltó en el evento "Los 5 grandes bosques de Mesoamérica: una alianza entre gobiernos, pueblos indígenas, y la sociedad civil", organizado por EUROCLIMA+, en el que participaron los Ministros de Ambiente de la Región bajo la sombrilla de CCAD-SICA, y estuvieron también presentes representantes indígenas.

Los cinco grandes bosques son: El Bosque Maya en México, Guatemala y Belice; la Moskitia en Nicaragua y Honduras; el Indio Maíz-Tortuguero en Nicaragua y Costa Rica; la región de Talamanca en Costa Rica y Panamá; y el Darién en Panamá y Colombia.

El side event contó con la participación del Ministro de Ambiente y Energía de Costa Rica, Carlos Manuel Rodríguez, en un conversatorio sobre la iniciativa de los países centroamericanos de proteger esta extensión de bosques, siendo una alianza entre gobiernos, pueblos indígenas, y la sociedad civil.

"Yo como centroamericano me siento terriblemente orgulloso de que incluyamos en la misma frase clima, biodiversidad y personas", expresó Rodríguez.

La región ha venido forjando soluciones basadas en naturaleza que han sido subestimadas durante años, pero es tiempo de que garanticemos plenos derechos sobre el territorio, la tierra, los recursos naturales y las tierras de nuestros indígenas y campesinos.

Con respecto al proyecto de 5 Grandes Bosques, el Ministro resaltó que esos bosques son la reserva de carbono, biodiversidad y agua dulce de la región, y sobre todo vitales para el desarrollo. “Por eso debemos protegerlos, pues el no hacerlo, significa comprometer el futuro de los centroamericanos al perder ese capital natural”, dijo.

“Para protegerlos, se requiere mayor coherencia política de los gobiernos. Aun cuando tenemos ministros de ambiente comprometidos con la protección de las 5 grandes masas de bosques, algunos sectores de la Región, piensan que, haciendo lo mismo, generando la deforestación de siempre, vamos a prosperar”.

Para Rodríguez, se deben aprovechar los próximos años para revertir los procesos de deforestación y usar estas grandes masas de bosques y biodiversidad de Centroamérica para convertirse en una región más resiliente al cambio climático.

Además, Costa Rica reiteró la posición país de que esa es la mejor manera de reconocer los derechos de las comunidades indígenas y campesinos sobre la tierra y los recursos naturales para mayor prosperidad y progreso.
El evento cerró con un foro sobre "Mecanismos financieros comunitarios para bosques, los territorios y la paz", que reconoce que los bosques son el 30% de la solución del cambio climático, pero recibe un 2% del financiamiento para hacerlo.

Más de 120 mil kilómetros cuadrados
Los bosques cubren más de 120 mil kilómetros cuadrados juntos; así mismo son el hogar de más del 7,5% de la biodiversidad del planeta, como el jaguar y el tapir centroamericano, especies en peligro de extinción.
También, contienen casi el 50% del carbono forestal de la región y proporcionan importantes servicios ecosistémicos a 5 millones de personas, incluyendo agua limpia, aire limpio, alimentos seguridad y estabilidad climática.

“La gente, la cultura, la biodiversidad, la resistencia al cambio climático, la salud económica de Mesoamérica, su esencia, todo depende de estos cinco grandes bosques”, dijo Carlos Manuel Rodríguez, ministro de Ambiente y Energía, sobre la iniciativa.

“Estos cinco grandes bosques también proporcionan servicios para toda la humanidad: si están protegidos, la naturaleza puede proporcionar más de un tercio de la solución al cambio climático”, agregó.

El proyecto, lanzado en la COP25, tiene los siguientes objetivos en un plazo de diez años:
• Evitar la extinción de alguna especie de vida silvestre en los grandes bosques
• Proteger 10 millones de hectáreas de tierra
• Restaurar 500 mil hectáreas de bosque
• Cesar por completo la ganadería ilegal dentro de los límites de los cinco bosques.


Boletín Informativo de la Secretaría General del SICA